miércoles, 28 de abril de 2010

EDITORIAL Y PROGRAMA 39: Las siete cabezas de la hydra




Malos tiempos para España. Malos tiempos para los patriotas. Malos tiempos para los falangistas confesos. ¿O quizá no tan malos?

Se ha desatado la furia. Cada cual ha retornado a su papel y, ya sin tapujos, sin el incómodo corsé de eso que llaman democracia y en la cual ni ellos han creído jamás, ni nosotros nos hemos tragado el sapo de confundirla con cualquier atisbo de realidad, han tomado posturas.

Los famosos tres poderes de Montesquieu, fueron fusilados hace años en primera instancia por Alfonso Guerra y “paseados” en virtuales sacas por Baltasar Garzón que, como Dios, tiene tres naturalezas en una sola verdadera, Ejecutivo, Legislativo y Judicial, ¡en un solo año!

La querella que Fe-JONS ha presentado y nosotros felicitado, contra Baltasar Garzón, secundando las presentadas por el sindicato Manos Limpias y por la organización Libertad e Identidad , en relación con el presunto delito de prevaricación por el mal llamado asunto de las fosas, ha despertado a la Hidra - al monstruo de la siete cabezas - y ha empezado a escupir en todas direcciones su odio guerracivilista sin importar la verdad o la mentira.

Hemos visto como, desde varios “medios de comunicación” nacionales y de gran tirada, supuestos columnistas de prestigio han pedido, sin ambages, la ilegalización inmediata de la Falange. De todas las falanges. Del fascismo irredento y culpable.

Hemos visto como los sindicatos mayoritarios – CC.OO. y UGT - el mismo día que se anunciaba una reforma laboral tremendamente lesiva para los trabajadores, con despidos baratos que antes se habían negado; en los mismos días en que se conocían nuevas cifras de paro que superaban ya el 20% de la población activa; al mismo tiempo en que se sabía que las ayudas dependientes del plan “E” tan cacareado por el gobierno, tales como la renta de emancipación o la de adquisición de libros escolares, van a grabar la renta al tipo marginal (el más alto), en esos mismos días, los más altos representantes de CC.OO, y UGT, se encerraban en universidades de Madrid y Barcelona en apoyo de un juez presuntamente prevaricador y golfo pidiendo la ilegalización de las falanges. ¿Quién les ha elegido para ello?

Hemos asistido atónitos al espectáculo de ver ex jueces y ex fiscales, algunos de ellos hijos destacados del régimen anterior, acusar a Varela, al juez de Jueces para la Democracia, y por extensión a los otros 14 miembros del alto tribunal, al mismo que rechazó en primera instancia la causa de las fosas, ser acusado de ser heredero de los Tribunales de Orden Público y de paso, de los mayores crímenes que se pueda cometer de manera colectiva o individual.

Hemos visto a Gaspar Llamazares, el desprestigiado líder de Izquierda Hundida, indignado, señalando a los falangistas con el dedo acusador y haciendo una nueva – en realidad una vieja - interpretación del derecho chequista y frente populista explicando que la ley de Amnistía fue otorgada para blindarse ellos mismos ¡pero no para blindar a los fascistas de La falange! ¡No para hacer una ley de Punto Final! ¡Y lo ha dicho sin sonrojarse, quizá porque su color no de ya para más rojo!

Así que la ley que blindó al asesino miserable de Santiago Carrillo, aún vivo; que excarceló a los recientes asesinos de Carrero Blanco – aún vivos – mientras dejaba al margen a los responsables del atentado contra los abogados de Atocha, algunos de los cuales murieron en prisión, pretende repetir la Ley del Embudo y aplicar la “justicia” de los Tribunales Populares, que tan bien se le dieron en Fomento, Paracuellos, Aravaca y tantos otros lugares, encarcelando, juzgando, ilegalizando y quien sabe que más pretensiones ocultas, a los falangistas “faciosos” que han tenido la osadía de acudir a los tribunales en defensa de sus derechos.

Pero no contaban con que Luciano Varela, que al fin y al cabo es de los suyos, terminara expulsando de la causa a Falange Española por no corregir su acusación en los términos que a él le gustaban.
¿Y ahora qué? ¿Y ahora contra quienes arremeterán los chequistas? ¿A quién culparán de todo? Porque lo cierto y verdad es que Garzón se seguirá sentando en el banquillo de los acusados – con o sin el concurso de La Falange - tres veces; Lo cierto es que tendrá que explicar por qué archivó la causa de quien le pagaba su estancia en EE.UU. y el colegio de su hija.
Tendrá que explicar por qué se puso la legalidad por montera para tratar de “empurar” al golfo de turno – el de los gürtel – no por golfo, sino porque le venía bien para su estrategia momentánea: la de ahora. Y tendrá que explicar qué “intereses espurios” - expresión que sin duda recordará el presunto delincuente togado, porque la usa con frecuencia en sus desastrosas instrucciones – le llevaron a intentar perseguir muertos y abrir heridas, mientras protegía a asesinos vivos y se abrazaba a ellos en ceremonias repugnantes.

Pero con todo, Garzón es sólo la excusa, el tonto útil, el “Tigre de Papel”, el daño colateral que quieren aprovechar para, en una sola jugada, ilegalizar a la Falange, y cubrirla de oprobio.

Ninguna de las dos admitimos. En el primer caso, porque aceptamos el reto de ser clandestinos, pero íntegros. Y nos tendrán que encerrar a todos si quieren acabar con nosotros. En el segundo, porque todos los esfuerzos del mundo, toda la propaganda marxista no cambiará nunca la historia. Porque no dejaremos que nos la roben, porque con sus errores y con sus aciertos, estamos orgullosos de nuestra historia y nuestra memoria falangistas. Y aquí seguimos para demostrarlo.
Acomódense y escúchennos.


Wikio


sábado, 24 de abril de 2010

Discurso original del 23 de abril en La Villa de París

Orgullosos de nuestra historia falangista
Bienvenidos, camaradas y amigos. Una vez más nos encontramos peleando por nuestra identidad en el único lugar que nos acoge con generosidad y sin recelo: la calle.

Una vez más nos toca la intemperie para reivindicar lo que somos, quienes somos, y que estamos orgullosos de serlo. ¡Falangistas!

Cuando estos días - estas semanas ya - leemos los periódicos, observamos los informativos, escuchamos las emisoras de radio, tiene uno la sensación de estar viajando peligrosamente en el tiempo hacia atrás.

Donde quiera que nos volvamos, se ven y se oyen dedos y voces acusadores, que gritan histéricos: ¡Los fascistas, que vienen los fascistas! ¡Que viene La Falange!

Y no falta nadie a esa cita. No falta nadie. Ahí nos encontramos con la izquierda y con la derecha como un solo hombre - bueno, como medio hombre y media mujer, por aquello de cumplir en materia de igualdad – afilando sus garras, desgañitándose asombrados porque La Falange ha renacido de sus cenizas.

Los herederos reales y verdaderos del régimen anterior, los que chuparon del bote, los que medraron al amparo de sus instituciones, aquellos cuyos padres ¡y ellos mismos! vistieron guerreras blancas y yugos y flechas e incluso muchos de los que las vistieron sobre el azul de sus camisas, tienen ahora la desfachatez, la poca vergüenza, la falta absoluta de cualquier moral, de señalarnos con sus dedos entumecidos y putrefactos, sorprendidos de que aún existamos.

Pero no les molesta sólo eso. No les molesta simplemente que existamos. Les molesta que seamos los únicos que no hemos abandonado el barco, que seguimos en esto por pura vocación de servicio, porque creemos en lo que sentimos, en lo que decimos en lo que queremos para España y para los españoles.

Porque a diferencia de ellos, que subieron a un coche oficial cuando tenían 18 años y no han vuelto a bajarse de él pase lo que pase en España, nosotros seguimos trabajando, haciendo propuestas sociales, tratando de impedir tropelías, denunciando delitos, vigilando a los sinvergüenzas, tratando de construir una España serena y en paz que mire hacia delante, donde tanto trabajo hay por hacer.

A nosotros no nos encontrarán escondiendo fortunas; no nos encontrarán “casoplones”, no habrá para nosotros financiaciones irregulares de partido, ni bono-lotos, ni “gürtel” y no le pondremos una carta a nuestro “querido amigo Emilio”, pidiéndole perras para vivir como un rajá en EE.UU. y pagar el colegio del retoño de dios, mientras mantenemos un pingüe sueldecito oficial en España.

¿No sabéis quien es dios? Sí hombre, tres poderes en uno y un solo juez verdadero: ¡El ejecutivo, el legislativo y el judicial en un solo año y en una sola persona!: ¡Baltasar Garzón!

Como verdaderos perros de presa, la derecha de siempre, la liberal, la capitalista, la de los empresarios que no piensan sino en sí mismos, la de los medios de comunicación anestesiados y acobardados; los que nos niegan el pan y la sal, y la voz y la palabra; los que impiden nuestra radio, nuestros anuncios en prensa, aunque sean de pago; esos, son los primeros que salen a la palestra haciendo todo tipo de gestos para desvincularse de nosotros, para no tener nada que ver, para no ser confundidos con nosotros

No hagan esfuerzos, no se molesten, no hace falta que hagan jeribeques… Tienen ustedes razón, ¡No tenemos nada que ver con ustedes! ¡Nada!

En seguida populares, derechoides, intereconomía y todas sus fuerzas de choque, se defienden de las acusaciones diciendo precisamente que ellos no tienen nada que ver. Y recurren al “y tú más falangista”, al papá de de la Vega y al de Bono, a Samaranch y al abuelo de Zapatero, y al de Sonsoles y a cuantos haga falta con tal de no parecerse a nosotros.

Ilusos ¿en qué creen que nos parecemos? Ellos no creen en España, no creen en su integridad y su unidad, no creen en la civilización que nos alumbró, ni en la democracia directa, real, representativa, de abajo a arriba y no de arriba abajo. No creen en el derecho al trabajo digno, no entienden la riqueza como un elemento de obligación y participación en la creación de riqueza colectiva. No creen en la vida, más que sujeta a determinados supuestos, no creen en la verdad y no tienen valor ni para defender a sus padres, a sus ancestros, a ellos mismos…

Y cuando se defienden asumen que es verdad que La Falange es la encarnación del mal, el fascismo irredento, asesino y miserable que ha de ser destruido a toda costa pero que nada tiene que ver con ellos y sus orígenes.

Y del otro lado, no podemos olvidar a los otros perros de presa, a los más virulentos, a los de los disfraces, a los de la ceja y los que nos son de la ceja. A la izquierda de siempre, a la liberal a la capitalista, porque ya quisieran ellos ser otra cosa distinta.

Burgueses de nuevo cuño, subvencionados de todo color, cazadores de farándula al más puro estilo de la Escopeta Nacional, ¡ricos de celuloide y de vinilo!, ¡Propietarios de inmensas fortunas en paraísos fiscales, que tampoco piensan en nadie más que en sí mismos; que callan como puercos ante la destrucción del tejido social, ante la inmensa cola del paro, ante el recorte de los derechos de los trabajadores, ante la desmembración de España, ante la corrupción galopante en todas direcciones, pero que no han dudado un solo instante en hacer campañas y pegatinas, en gritar ¡no pasarán!, en revolver verdades y mentiras en un solo cubo de basura y en acompañar y proteger a ese títere, a ese Tigre de Papel llamado Baltasar Garzón y que aún no sabe que está política y judicialmente muerto. ¡A sus propias manos!

Hemos tenido que ver cómo asesinos convictos y confesos, amparados en la Ley de Amnistía, se jactaban de su nueva victoria, acusaban a sus víctimas de verdugos, reclamaban la persecución implacable de todo fascismo y pedían sistemáticamente la ilegalización de las Falanges, mientras nos lanzaban paletadas de odio y de mentiras a nuestras espaladas.

Ese Bin Laden de TBO llamado Llamazares se ha permitido el lujo de explicarnos a todos los españoles su versión actualizada de los Tribunales Populares. Sí, esos que servían para segmentar en sacas, pasear y asesinar a miles de españoles entre los que no pocas veces estaban sus propios correligionarios, cuando levantaban un dedo contra la barbarie y la checa.

Gaspar Llamazares ha explicado para qué se hizo la ley de amnistía: ¡Para protegerse ellos! Así lo ha dicho ¡Para impedir que fueran sentados en los tribunales, no los de Orden Público - como cínicamente han acusado a la actual estructura judicial del supremo - sino los de la democracia que ellos mismos se dieron, a personajes siniestros como Santiago Carrillo que aún desgraciadamente vive sin haber pagado una sola deuda con su atroz pasado!

Ha explicado, Llamazares, que esa no fue una Ley de Punto Final, que era una ley para ellos, para que no se les pudiera juzgar, pero nunca para los crímenes del fascismo, del franquismo y del falangismo. ¡Totum revolutum!

Hemos tenido que ver cómo los líderes sindicales, y aún ex jueces, ex fiscales y otros miembros del gobierno y las instituciones, han acusado a Luciano Varela ¡que es de los suyos, de Jueces para la Democracia! y a los restantes 14 miembros del supremo de torturadores, de manipuladores, de asesinos en potencia y de herederos de esos TOP.

Esos líderes sindicales de CC.OO. y UGT, que no han trabajado en su vida; que no han sido elegidos por nadie más que por su propia hueste interna; que llegan a la vida pública con la única responsabilidad de defender los derechos de los trabajadores; que se le supone la cúspide de una organización - funesta por otra parte – nacida en las empresas, en los talleres, en las fábricas, en los transportes públicos, en la función pública; que está repleta de representantes liberados sólo para supuestamente defender los derechos de los trabajadores; han callado escandalosamente cuando se ha pactado una nueva reforma laboral de corte liberal derechoide y capitalista que choca frontalmente con sus planteamientos sociales ¡y por supuesto con los nuestros! ¡Y los sindicatos callan!

Han callado mientras engañaban a miles de ciudadanos que se creían ayudados por el Plan E, cuando no les han contado que esas ayudas van a tributar al tipo marginal, o sea, al que peor influirá en sus declaraciones de renta. ¡Y dará igual que estén obligados a presentarla o no, por que lo tienen que declarar!

Sí, estamos hablando de los colectivos que han podido comprar los libros escolares por este medio porque sus rentas eran bajas. Estamos hablando de los jóvenes que amparados en la ayuda tomaron la difícil decisión de salir de casa de papá y mamá, de intentar iniciar un proyecto propio, de dejar de ser una carga en las maltrechas economías familiares actuales y que con esa Renta de Emancipación, alquilaron pisos y se independizaron. ¡Pues ahora tendrán que devolver una parte que quizá hace inviable seguir emancipado! ¡Y los sindicatos callan!

Han callado mientras la cola del paro aumenta sin parar, cuando alcanzamos los 5 millones de parados declarados y otro millón escondido bajo eufemismos de todo tipo. Cuando la tasa de paro sobre población activa alcanza el 20% que es una bestialidad insoportable ¡Y los sindicatos callan, callan, callan una vez más!

Pero sin embargo, se han encerrado al grito de ¡no pasarán! En las universidades de Madrid y Barcelona en apoyo ¿de quién? ¡De Baltasar Garzón, el presunto delincuente togado de las tres personas en una! Ahí sí han encontrado un chivo expiatorio: ¡La Falange!

Hoy mismo en Madrid y en toda España, hay desatada una campaña plagada de manifestaciones en apoyo de Garzón y contra la Falange ¡Pero no hay ni una movilización por todo aquello que he citado antes! Y yo pregunto ¿Quién les ha dado la potestad ha CC.OO. y UGT para erigirse en antifascistas, en garzonistas, en frentepopulistas y en guerracivilistas? ¿Al amparo de que votación, de que elección, en representación de quien han tomado ellos postura política en este asunto, no como individuos, sino como organizaciones sindicales? ¡Impostores!

No ha faltado quien directamente ha pedido nuestra ilegalización. No hacen falta razones. Es por ser falangistas. Es suficiente

Periódicos, editorialistas, columnistas, políticos, miembros del gobierno y titiriteros han pedido abiertamente la ilegalización…

Dejadme que os diga una cosa… ¡Bienvenidos los tiempos difíciles, porque ellos harán la depuración de los cobardes! ¡Acepto el reto! ¡Ilegalizadnos si tenéis valor!

¡Hacedlo y poneos frente a vuestro propio espejo de corrupción, de falsedad, de mentiras, de falsa democracia y de frentepopulismo chequista! ¡Hacedlo y explicad al mundo que son los demócratas los que aplastan a los fascistas, a los falangistas por el mero hecho de serlo, por desvelar vuestras vergüenzas, vuestras contradicciones, vuestra basura...

Hacedlo… Manuel Andrino; Jefe; aquí tienes a tu primer militante de las falanges clandestinas del siglo XXI a tus órdenes. Cada mañana, antes de empezar el día declararé públicamente que seré y militaré en la Falanges Clandestinas y esperaré a ser detenido cada día por ello. ¡Tendrán que hacerlo cada día para acabar con nosotros! ¡Frente a su espejo de democracia falsa y bastarda!

Sé que no todos nos acompañarán en ese viaje, pero hay que separar el grano de la paja.

Pero dejadme que os diga más: Gaspar Llamazares, segundo rey mago de esta historia en la que sólo falta Melchor, ¡también a ti te acepto el reto! ¡Derogad la Ley de Amnistía! ¡Volved atrás! ¡Cambiad el ordenamiento jurídico! ¡Y enfrentémonos de verdad cada cual con nuestros monstruos! ¡No tenéis valor! ¡Son tantas vuestras atrocidades, tan salvajes, tan indefensas vuestras víctimas, tantos los verdugos que aún viven, sea bajo la fórmula del marxismo de preguerra y de guerra, sea bajo la fórmula del marxismo de la transición, o sea el de la ETA, el GRAPO y el FRAP, que no tenéis valor de enfrentaros a vuestros fantasmas.

Ayer Varela os ha fastidiado la fiesta. La falacia de que la Falange sentaba en el banquillo a Garzón por abrir fosas, ha quedado al descubierto. Todas las movilizaciones e insultos se volverán hoy alegría porque, aparentemente, el demócrata juez Varela ha expulsado a la falange del proceso. Pero han caído en su propia trampa.

No fuimos nosotros, como sabéis, quienes interpusimos la querella contra Garzón, de las que se habla estos días. Fue FE-JONS y a ellos corresponde el mérito. Nosotros aplaudimos la medida y la acompañamos con nuestra aportación para que pudiera seguir adelante. De manera que aunque la hicimos nuestra, no podemos saber las causas por las que hemos quedado fuera ayer. Aunque las imagino cuando leo las pretensiones revisionistas de Varela y los juicios de valor que él sí vierte sobre los escritos de Manos Limpias y la Falange. Creo, firmemente, que esas acciones están encaminadas a impedir a toda costa que sea ésta la causa por la que Garzón sea apartado de la carrera judicial, eliminando el tipo penal de la prevaricación: el famoso “a sabiendas” que ha sido exigido eliminar.

Pero no importa. Una vez más han quedado ante el espejo. Ahora ya no hay Falange en el proceso. ¡Pero Garzón se sigue sentando en el banquillo por las mismas tres causas que antes! ¡Y por los mismos tipos delictivos!: ¡Prevaricación y Cohecho!

Se va a sentar al menos tres veces en el banquillo: por intentar bordear la ley de Amnistía con absoluta parcialidad revanchista, por usar métodos ilegales en sus espurios procedimientos que nunca llegan a nada por mal juez, ¡y por corrupto! ¡Por recibir dádivas, dineros, salarios, colegios para la niña y viajes y estancias en EE.UU. de su querido amigo Emilio, el banquero, al que después le archivó un sucio asunto que lo tenía también a él en el banquillo. ¡Por eso sí va a perder la carrera! ¡Y ahí no estamos los fascistas irredentos! ¿Ahora qué? ¿Ahora que dicen los de la ceja?

Tengo aquí, para terminar, que hacer un llamamiento. Tengo que aprovechar la reivindicación de hoy, la de nuestro propio orgullo falangista, para daros un mensaje, par pediros un compromiso a todos

No aceptemos su guerra. No aceptemos su escenario. No asimilemos la vergüenza de ser quienes somos, como si fuera cierto todo lo que escupen sobre nosotros.

No seamos los únicos que no nos atrevamos a estar orgullos de nuestra historia; No tenemos nada que temer ¿no habéis visto las camisetas de su asesino predilecto, el Che Guevara hasta en la sopa? En Berlín y en Moscú, se venden como recuerdo las estrellas rojas y las hoces y martillos en todos los comercios turísticos. ¿Os imagináis eso con nuestros símbolos?¡Por Dios, pero si hasta hay un día del Orgullo Gay!

No pasemos el tiempo discutiendo entre nosotros si los malos eran los azules, los verdes, los kakis, los requetés, los moros y legionarios, o la Iglesia, Franco y Los Tribunales de Orden Público. ¿Los habéis visto a ellos, alguna vez, lanzarse sus muertos y sus asesinatos entre ellos? Habéis visto alguna vez que digan: ¡no, esos fueron los milicianos, los anarquistas, los del POUM, los socialistas, los rusos o los de la UHP! ¡Jamás! Asumen el conjunto de su pasado y siguen presentes hoy y nunca aceptan acusación ninguna

Nos tienen donde quieren tenernos, porque nos saben alternativa real a sus modos caducos y vencidos de hacer España. Pero nos entretienen

Por eso impiden cada día que hablemos de ello y se desternillan de risa mientras nosotros nos repartimos las culpas entre Franco, La Falange, y el nacional catolicismo.

¡Niego las culpas! ¡Niego la discusión! ¡Niego la cesión de terreno al enemigo declarado! ¡Exijo que el nuestro sea un debate interno, familiar, histórico y no político y que con la distancia adecuada seamos capaces de determinar las verdades de todos!

¡Pero me niego a aceptar el dedo acusador de Carrillo, Llamazares, Rajoy, Zapatero o De la Vega! ¡No acepto la discusión!¡Niego la mayor! ¡Y me niego a esconderme!

¡Y os pido a vosotros raza, sentimiento, patriotismo, lealtad, valor y orgullo falangista! ¡Porque son ellos los que no pasarán!

¡Arriba España!

Wikio




jueves, 15 de abril de 2010

Resistencia: Editorial y audio a la edición nº 38 de LGE



Un saludo desde esta maravillosa capital compostelana, capital de Galicia y residencia del patrón. Una vez más nuestro programa escapa a su estudio habitual en la calle Silva de Madrid y lo hace, por primera vez, saliendo también en busca de nuestros video-oyentes fuera de la capital de España.

No es de extrañar que hayamos elegido como primera estación del viaje – y desde luego no la última – Santiago de Compostela. Estamos en año Santo Compostelano, el segundo del milenio, y ello nos brinda uno de los motivos de nuestra perpetua lucha: la lucha por nuestra cultura, por nuestra civilización, por nuestros valores, por nuestra memoria.

Así pues, a escasos metros del Santo Patrón de España, al que sin duda visitaremos hoy por la Puerta del Perdón, iniciamos un capítulo más de nuestro programa y una vez más obligados por los acontecimientos, a conjugar la más rabiosa actualidad política con nuestra defensa insobornable de la verdadera memoria histórica. Con la asunción de nuestra historia tal como fue; con sus errores y sus aciertos; con sus gestas y heroicidades: eso, ni más ni menos, es la patria: el testigo que en su conjunto recogemos de nuestro pasado para entregarlo a nuestros herederos.

Parecen, sin embargo, no entenderlo nuestros gobernantes o, a lo peor, lo entienden tan bien y tienen tan asimilado su papel destructor, que no pueden cejar en su empeño.

Nos despachamos a diario con la retirada de las placas de la Plaza de “Arriba España”; con la solicitud de un diputado comunista de cambiar el nombre de un aeropuerto por sus claras connotaciones fascistas – y siempre al amparo de la Ley de Memoria Histórica -: el de Alfonso XIII de España.... y Primero de Cartagena. En Cáceres, la ilustrada alcaldesa está a la espera de que le confirmen en Cultura que el escudo retirado el pasado mes de marzo por órdenes suyas es el de los Reyes Católicos y no el que ella ha denominado “preconstitucional”.

No nos queda más remedio que hacer un alto en este editorial y conceder nuestro premio a la Imbécil Internacional del año, que habíamos dejado de entregar en los últimos programas: Carmen Heras; Cateta; el escudo de los Reyes Católicos es el preconstitucional, como tantos otros previos a la Constitución del 78. El que usted busca, en cambio, es precisamente el Constitucional. El que ilustra la vigente Carta Magna en su portada, el de las pesetas del mundial del Naranjito (1982). El que tiene, como el de los Reyes Católicos, un Yugo y unas Flechas en las garras del Águila, señas de Ysabel y Fernando que tanto montaban a pesar de no haber intervenido Bibiana Aído y su Ministerio de Igual-da. Por eso es una burrada, una burda canallada, que al amparo de una ley partidaria y revanchista, pero que delimita los períodos a 1975, se trate de arrancar el escudo de 1981.

No es el primer caso. Aquí, en esta tierra, el insigne general Millán Astray, el hijo predilecto de La Coruña, cuyo padre nació en esta misma Santiago de Compostela, ha visto como era arrancada su estatua y sus honores, concedidos en 1920.

Aquí, en esta tierra, el comandante militar de La Coruña y Lugo, el coronel Lorenzo Fernández Navarro de los Paños y Álvarez de Miranda (esperamos poder llamarlo Coronel Navarro), fue destituido, arrestado y sancionado por contestar confidencialmente a preguntas del mando, por la única vía reglamentaria que tienen tanto él, como el mando, de expresar y conocer, respectivamente las opiniones militares.

Hemos vivido también cómo la izquierda cobarde y revanchista, incapaz de ganar en el campo de batalla, convocó un concurso de trofeos de la memoria histórica, que no fue otra cosa que la turba entregada a sus más bajas pasiones: el odio, el rencor, la venganza, la destrucción sin control. Y en Cuelgamuros, por poner un ejemplo vivo, asistimos a la cima de la perversión.

En un solo símbolo, en un solo lugar, lograrán destruir la Cruz y la Piedad, cuyo desmontaje empieza en breve; las sepulturas de Franco y de José Antonio; la libertad de practicar nuestro culto, la libertad de expresión y la libertad política.

Y una vez más clamaremos a la Resistencia. Porque en Galicia la última hija del fundador de la Legión y el Coronel Navarro han resistido, están resistiendo con la inestimable ayuda del abogado y camarada Ignacio Menéndez.

Porque en Madrid, y en el resto de España ha nacido MYL, aunando las voluntades de varias organizaciones, medios de comunicación, asociaciones y particulares patriotas en defensa de la Memoria y la Lealtad.

Porque esta vez somos MYL y desde hoy, mil uno, pues La Gran Esperanza también se adhiere al proyecto de resistencia. Acomódense y escúchennos.

Wikio


viernes, 9 de abril de 2010

Los Chikos del Maiz



Carta de Francisco José Alcaraz martos, Presidente de la Asociación de Víctimas del Terrorismo Verde Esperanza y de la Plataforma Voces contra el Terrorismo, al Alcalde de Sevilla don Alfredo Monteseirín.



"Muy Sr. Nuestro:


Me dirijo a usted como presidente de la Asociación Víctimas Terrorismo Verde Esperanza y portavoz de Voces Contra el Terrorismo.


En nombre del colectivo que me honra representar, el cual está compuesto por víctimas del terrorismo procedentes de toda España, quiero trasladarle a usted, como máximo responsable del ayuntamiento de Sevilla, en su condición de Alcalde y por ende también como presidente de la Fundación Jiménez Becerril, nuestra indignación y malestar por los hechos que paso a detallarle.


Hemos tenido conocimiento, por algunos medios de comunicación, de la celebración de un concierto que se va a realizar en el día de hoy en Sevilla. En dicho concierto está prevista la actuación del grupo “
musical” "Los chikos del maíz"; en estos medios se recogían las letras que este grupo interpreta en sus canciones, de las cuales le doy traslado:



“Ortega Lara no era ningún pacifista, cambió de carcelero a contorsionista. Pobre rehén diréis, lo que no sabéis es que se la iba la mano como a los padres de Madeleine”


“¿Te emocionó le vuelo de Pedro Duque? A mí el de Carrero Blanco”


“Me duele el 11 de septiembre, no por las torres gemelas, por el derrocamiento de Allende”


“Terrorismo no es ETA, es Belén Esteban enseñando las tetas”


“Terrorismo no es ETA, es Ana Obregón posando en Ibiza”


“El 11 de septiembre no fue un drama fue justicia” “Más 11-S no más 11-M”


Esto son tan sólo unos ejemplos de las proclamas de este grupo, que además se solidarizó con SEGI (las juventudes de ETA), cuando fueron detenidos en una redada por la Policía.


Desde nuestra asociación de víctimas del terrorismo procedimos a pedirle a su equipo de Gobierno, públicamente, que procedieran a la suspensión del citado concierto. En ese mismo momento la asociación interpuso una denuncia en la Audiencia Nacional contra este grupo “musical”.


Según ha recogido la prensa, el portavoz del PP en Sevilla, don Ignacio Zoido, ha mostrado su disconformidad a que, desde el Ayuntamiento, se pudiera dar cobertura a estos grupos que son una clara ofensa y humillación a las víctimas del terrorismo y una apología de las organizaciones terroristas.


Ante estos hechos tan graves, apelo a su responsabilidad como máximo responsable del Ayuntamiento de Sevilla para que reconsidere esta solicitud y proceda a suspender el citado concierto.


Como colectivo de víctimas del terrorismo no entendemos ni compartimos la actitud del Partido Socialista, al que usted representa, ni a sus socios de Izquierda Unida respecto a este asunto.


Nos parece lamentable que la ciudad de Sevilla, que lloró sin fisura ninguna el asesinato a manos de ETA de su primer Teniente de Alcalde y su esposa, tenga que pagar con sus impuestos a unos energúmenos que se ríen e insultan a las víctimas del terrorismo y, por el contrario, apoyan y justifican los asesinatos de ETA y que la máxima autoridad de la ciudad, que es usted, en lugar de impedirlo, mire hacia otro lado; no entendemos ni aceptamos la actitud que usted está manteniendo ante tal aberración.


Usted, que todos los años en el memorial del asesinato del que fue Teniente Alcalde se Sevilla, Alberto Jiménez Becerril y sus esposa Ascensión, apela a la memoria y dignidad de las víctimas del terrorismo, nos sorprende por la actitud que hasta este momento ha adoptado, que para nosotros, como victimas, no es otra que la de un claro menosprecio y humillación a su memoria, no impidiendo la celebración de este concierto.


No entendemos - ni aceptamos - que se venda a bombo y platillo, en toda la prensa, la solidaridad del Partido Socialista al que usted representa, comprometiéndose a aprobar una Ley de Víctimas del Terrorismo Andaluzas, y al mismo tiempo, con el dinero de los ciudadanos, se pague a un grupo musical de estas características.


Nos gustaría recordarle que la solidaridad y apoyo a las víctimas del terrorismo va más allá de los actos propagandísticos de homenajes e inauguraciones de monumentos a las víctimas del terrorismo, pues todas estas iniciativas serían una utilización partidista e inmoral del dolor del colectivo si, por otro lado, usted contribuye, permitiendo este concierto, a que se las humille e insulte en él.


Señor Alcalde, después de esta palabras espero que usted reflexione y corrija la huída hacia delante en este asunto y tenga la valentía de afrontar una situación que concierne y afecta a las víctimas del terrorismo y a una mayoría de los ciudadanos de Sevilla que, con sentido común y lógica, no puede compartir con argumentos peregrinos y excusas que tan solo benefician y justifican a quienes utilizan la música y la cultura para menospreciar a las víctimas y justificar a los terroristas.


Sr. Alcalde, esta carta ha sido enviada a todos los grupos representados en el Ayuntamiento de Sevilla y a los representados en el Parlamento Andaluz


Atentamente: Francisco José Alcaraz Martos . Presidente"


Wikio